Frustran suicidio con raticida

PDFImprimirE-mail

Share

Joven esposa al enterarse de infidelidad de su marido con su hermana

César CASTILLA ACOSTA

Una mujer en estado de ebriedad intentó terminar con su existencia la madrugada de ayer, al ingerir una cantidad considerable de veneno para ratas, luego de enterarse que su marido le era infiel con su hermana. La frustrada suicida fue llevada de urgencia a una clínica particular por sus familiares, donde su estado de salud es reportado como delicado. De acuerdo con datos recabados en el lugar de los hechos, a las tres de la madrugada de ayer, la mujer con iniciales A.P.D., de 25 años de edad, ingería bebidas embriagantes en el interior de su casa, ubicada en la colonia Adolfo López Mateos, en compañía de sus familiares y amigos.
En determinado momento la mujer recibió un mensaje de texto en su teléfono celular, en el que le avisaban que su pareja sentimental estaba en el Boulevard Bahía en compañía de su hermana Daniela, de 31 años de edad, y que al parecer le estaba siendo infiel.
La fémina de inmediato se levantó de donde estaba y se dirigió a su automóvil con la intención de ir a verificar lo que le habían dicho en el mensaje, sin embargo, sus amigos la notaron muy desesperada y no la dejaron que fuera.
La mujer aseguraba que todo tenía sentido al saber lo de la supuesta infidelidad, pues su pareja, Norberto Aguilar Matos, siempre iba a visitar a su hermana, pero nunca imaginó que ambos la engañarían de esa manera.
La frustrada suicida comenzó a llorar desconsoladamente, pero no dejó de ingerir alcohol, y en un descuido de sus familiares y amigos se encerró en su habitación e ingirió una cantidad considerable de veneno para ratas, y cuando sus allegados se dieron cuenta de lo que hizo la llevaron de inmediato a una clínica particular.
La joven mujer aseguraba que no quería seguir viviendo, pues no soportaría ver a su pareja con su propia hermana.
Al final, A.P.D. fue internada y su estado de salud fue reportado como delicado, pero en recuperación, pues le fue practicado un lavado gástrico, lo que le salvó la vida.

Carton